Más contenido en redes:

Datos y curiosidades sobre el cobre

El cobre brillante y rojizo fue el primer metal manipulado por los humanos, y sigue siendo un metal importante en la industria actual. 

El objeto de metal más antiguo encontrado en el Medio Oriente es de cobre, era un  pequeño punzón  que se remonta al 5100 a.C. 

El cobre se ubica como el tercer metal industrial más consumido en el mundo, después del hierro y el aluminio, según el US Geological Survey (USGS). Aproximadamente las tres cuartas partes de ese cobre se destinan a la fabricación de cables eléctricos, cables de telecomunicaciones y productos electrónicos. 

Además del oro, el cobre es el único metal en la tabla periódica cuyo color no es naturalmente plateado o gris.


Propiedades del cobre:

Número atómico (número de protones en el núcleo): 29
Símbolo atómico (en la tabla periódica de elementos): Cu
Peso atómico (masa promedio del átomo): 63'55
Densidad: 8'92 gramos por centímetro cúbico
Fase a temperatura ambiente: sólido
Punto de fusión: 1084'62 ºC
Punto de ebullición: 2927 ºC
Número de isótopos (átomos del mismo elemento con un número diferente de neutrones): 35; 2 estable
Isótopos más comunes: Cu-63 (69'15 por ciento de abundancia natural) y Cu-65 (30'85 por ciento de abundancia natural)

Sabías que...

Según  Peter van der Krogt, un historiador holandés, la palabra "cobre" tiene varias raíces, muchas de las cuales provienen de la palabra latina  cuprum  que se deriva de la frase  Cyprium aes, que significa "un metal de Chipre". El cobre utilizado en ese momento se extraía en Chipre.

Si todo el cableado de cobre en un automóvil promedio se tendiera, se estiraría 1'5 km,  según el USGS.

La conductancia eléctrica (qué tan fácilmente puede fluir una corriente a través del metal) del cobre es solo superada por la de la plata, según el  Laboratorio Jefferson.

Las personas necesitan cobre en sus dietas. El metal es un oligoelemento esencial que es crucial para formar glóbulos rojos, según la  Biblioteca Nacional de Medicina de EE.UU. Afortunadamente, el cobre se puede encontrar en una variedad de alimentos, siendo destacable las patatas.

Sin embargo, ingegir demasiado cobre es algo malo. La ingestión de altos niveles de metal puede causar dolor abdominal, vómitos e ictericia (un tinte amarillento en la piel y el blanco de los ojos que puede indicar que el hígado no funciona correctamente) a corto plazo. La exposición a largo plazo puede provocar síntomas como anemia, convulsiones y diarrea, que a menudo es sanguinolenta y puede ser azul.

Ocasionalmente, se encuentran mayores niveles de cobre en el suministro de agua debido a las viejas tuberías de cobre.

El cobre tiene propiedades antimicrobianas y  mata bacterias y virus en contacto, según un artículo de 2011 en la revista Applied and Environmental Microbiology. Como resultado, el cobre incluso se puede tejer en telas para hacer prendas antimicrobianas, como  calcetines que combaten los hongos en los pies.

El cobre también se incluye en ciertos tipos de dispositivos intrauterinos (DIU) utilizados para el control de la natalidad. El cableado de cobre crea una reacción inflamatoria que es tóxica tanto para los espermatozoides como para los óvulos, para evitar el embarazo. Existe, con cualquier procedimiento médico, un riesgo de efectos secundarios. Aunque, la toxicidad del cobre no parece ser una, según un artículo de 2017 publicado en  Medical Science Monitor.

Este post pertenece a la serie "Elementos", puedes ver todos los posts aquí. 


Recordad que podéis, seguirme en redes: 

twitter.com/rolscience 

instagram.com/rolscience 

Donde responderé a todas vuestras preguntas, también podéis realizarme cualquier tipo de sugerencia. Nos vemos en el siguiente post, Saludos.