Más contenido en redes:

¿Existen terremotos en otros planetas?

La Tierra experimenta millones de terremotos cada año, (la mayoría son demasiado pequeños y no los llegamos a sentir). Es el único planeta conocido hasta la fecha que tiene placas tectónicas, y la mayoría de nuestros terremotos ocurren cuando las placas se juntan, se separan o se deslizan unas contra otras.

Representación de los planetas del Sistema Solar y el planeta enano Plutón (NASA)

Pero estos temblores, sacudidas, y vibraciones no se limitan de ninguna manera a la Tierra. Existen en todos los rincones de nuestro sistema solar, como son el caso de todos los planetas, el mismo Sol y las lunas. En resumen, todos los planetas, el Sol y lunas grandes, presentan indicios de actividad sísmica.

Veamos algunos ejemplos:

Hace unos años supimos que Mercurio se está encogiendo. Un análisis de 2016 de los datos de la misión Mercury Surface, Space Environment, Geochemistry y Ranging (MESSENGER), reveló pequeñas fallas de empuje que atraviesan los muchos cráteres de Mercurio. 

Venus es un rompecabezas tectónico. En este momento no tiene placas tectónicas y, de hecho, es posible que nunca las haya tenido. Tiene muchas características tectónicas reconocibles en su superficie como fallas y pliegues, pero esas características pueden provenir de otros procesos como la convección del manto o los volcanes. Todavía no hemos visto ningún terremoto de Venus, pero los científicos especulan que podríamos detectarlos de forma remota a medida que sus vibraciones se ondulan a través de la espesa atmósfera de Venus.

En este vídeo podremos ver a todos los astros que podemos encontrar en nuestro Sistema Solar al detalle (Planetas, Lunas, el Sol, cometas, asteroides, cinturones de asteroides y la Nube de Oort)

El Experimento Passive Seismic del Apolo 11 fue el primer sismómetro colocado en la Luna. A partir de él y de los subsiguientes sismómetros, aprendimos que la Luna experimenta cuatro tipos de terremotos lunares. Los terremotos profundos por el estiramiento de las mareas, las vibraciones por los impactos y los terremotos térmicos por los cambios de temperatura entre el día y la noche son relativamente inofensivos. Los terremotos superficiales, fuertes y duraderos de origen desconocido (el cuarto tipo) podrían afectar a los futuros exploradores.

Marte se unió recientemente a las filas de planetas conocidos por ser sísmicamente activos. La sonda InSight de la NASA midió su primer terremoto en abril de 2019.

Saturno tiene su propio conjunto único de sismómetros: Sus anillos. 

No es necesario ser un planeta para tener tectónica: Plutón se encuentra actualmente geológicamente activo. Los datos de la nave espacial New Horizons de la NASA cuando voló a través del sistema Plutón en 2014 revelaron un conjunto complejo de características geológicas, incluidas fallas.

La pieza central de nuestro sistema solar, el Sol, es una bola de plasma hirviendo que pulsa y vibra a diferentes frecuencias, produciendo temblores.

Puedes escuchar estas frecuencias del Sol en este vídeo.

Fuente y créditos: EOS.org

Recuerda que puedes enviarme las preguntas por correo o por redes sociales.